La compañía relojera Edward Watch Company lanzó un hermoso comercial que pone en pausa la controvertida publicidad de Gillette y se gana el corazón de miles en el mundo. «We see the good in men» (Nosotros vemos la bondad en los hombres) es un precioso comercial que más allá de lo hondo del mensaje se sustenta con cifras reales que deberían ayudarnos a vernos mejor, a entendernos como hombres y mujeres y dejar el enfrentamiento de lado.

¿Qué es un hombre?, ¿es un hombre valiente?, ¿es un hombre un héroe?, ¿es un hombre protector? Preguntas acompañadas por imágenes y cifras concretas provistas por el Bureaou of Labor Statistics nos recuerdan las  labores que los varones vienen haciendo durante los últimos años, las situaciones de riesgo que viven y sus sufrimientos también.



Así como del comercial de Gillette hemos aprendido varias cosas, definitivamente de este podemos aprender varias más:



1. Ir contra la corriente en búsqueda de la verdad, vale la pena

Srulovicz, el autor, productor y finalmente el ejecutor del video es el mismo dueño de la compañía que se lanzó a hacerlo solo, ya que no contó con el apoyo necesario por tratarse de un tema controversial. Sin embargo él creyó en que era necesario salir a recordarle a la sociedad con objetividad lo que sucede con los hombres en la sociedad. Si bien su cuenta de Youtube no tiene más de 15k suscriptores, hoy el video cuenta con más de 180k vistas con una serie interminable de comentarios positivos de varones y sorprendentemente de mujeres que hablan bien de sus esposos, padres hermanos e hijos.

2. Con en sufrimiento no se debe competir

El autor, (en una entrevista que puedes leer aquí), nos recuerda que este video no se trata de competir con el dolor que siente la mujer. Que definitivamente el abuso sexual y de todo tipo, tiene que ser denunciado y abatido. Pero que eso no puede significar que se tenga que culpar a toda la población masculina y olvidarse de lo que cada uno realmente es y de lo que cada género representa en la sociedad. Generalizar ofende y la brecha de discordia se hace más grande.

3. Los mensajes positivos no deben olvidarse

Los mensajes positivos como el de esta compañía de relojes ha generado un impacto muy grande e inspirador. Los mensajes y la publicidad no necesariamente tienen que utilizar el escándalo o el negativismo.

No olvidemos que la belleza convoca, que los mensajes y publicidades inspiradoras tienen un nivel de receptividad y réplica enormes. Utilicémolos para combatir el mal, y resaltar el bien.