Muchas veces nos cuesta tener fe y confiar en las promesas del Señor. Es por eso que, desde la experiencia de las personas más cercanas al Señor, podemos aprender de sus actitudes y disposiciones, en especial en este tiempo de Pascua, para que podamos conservar la alegría y la esperanza que nos trae su Resurrección.

«Podemos observar ante todo que, después de la resurrección, Jesús se presenta a las mujeres y a los discípulos con su cuerpo transformado, hecho espiritual y partícipe de la gloria del alma: pero sin ninguna característica triunfalista. Jesús se manifiesta con una gran sencillez. Habla de amigo a amigo, con los que se encuentra en las circunstancias ordinarias de la vida terrena» (San Juan Pablo II).


El artículo continua después de la publicidad:

Haz este quiz para saber cuál personaje bíblico te ayudará a vivir mejor este tiempo pascual 😉



Publicidad: