La Biblia es el único libro