¿Eres capaz de llevar la Cruz?