Es el video completo. Las dos actitudes quedan muy claras. Unos rezan el rosario y hacen una cadena humana para que la Catedral no sea pintarrajeada como lo venían haciendo ya varios años, y de otra parte está una marea de pobres muchachas que en su impotencia lamentablemente muestran lo peor de si mismas. Ojalá alguna de esas oraciones haya dado algún fruto misterioso en ellas.

 


El artículo continua después de la publicidad:


Publicidad: