Te hemos enviado un correo para confirmar tu subscripción

Citas de "Eloi Leclerc"

Nació en 1921 en Landernau, en la Bretaña francesa. Ingresó en el noviciado franciscano de Amiens en 1939, el año en el que se inició la Segunda Guerra Mundial. En 1943 tuvieron que viajar a Alemania, a merced de una invitación que tenía el pretexto de que diesen presencia cristiana a los miles de jóvenes franceses obligados a trabajar en el país germano. Tras realizar duros trabajos allí, su situación cambió cuando, junto a otros religiosos, fue considerado sujeto sospechoso y lo deportaron en 1944 a un campo de concentración en Buchenwald. Tras la derrota nazi, regresó a Francia y entre 1951 y 1983 fue profesor de filosofía. Ha escrito varios libros, que llevan la huella de lo que vivió. Murió el 13 de mayo de 2016.

Eloi Leclerc

Al perder la ingenuidad, el hombre ha perdido también el secreto de la felicidad

La palabra más terrible que haya sido pronunciada contra nuestro tiempo es quizá ésta: «Hemos perdido la ingenuidad». Decir eso…

Eloi Leclerc

Dios ha querido que su bondad pase por el corazón de los hombres

Dios es el Bien; no puede querer más que el bien. Pero, a diferencia del sol, que brilla sin nosotros…

Eloi Leclerc

Sobre la pureza del corazón

El corazón puro es el que no cesa de adorar al Señor vivo y verdadero. Toma un interés profundo en…