Queridos amigos, no asusten por el título ni por la foto… jaja. En la última semana he recibido muchas preguntas que tocan de alguna u otra manera los límites que uno debe tener cuando debe ir a una fiesta o celebración y quiere ser coherente con su fe y sus valores. He preparado una respuesta que ojalá los ayude a celebrar con mucha alegría la llegada del nuevo año. Qué Dios los bendiga y no se olviden de enviarme sus preguntas a mi twitter: @Padre_Seba



El artículo continua después de la publicidad:


Publicidad: