Ya falta menos para Navidad y ante esta fecha nos surgen miles de emociones. Sobre todo me sorprendía escuchar a varios jóvenes que decían les costaba armar el pesebre, poner las decoraciones del arbolito de Navidad, porque no podían hacer como que nada pasó.

Estos amigos me decían que no podían vivir la Navidad de la misma manera que otros años. Y es verdad, porque frente a todo lo vivido, queremos vivir esta Navidad de una manera más profunda.

No nos alcanza con lo superficial de festejar sino que necesitamos vivir esta Navidad de una manera nueva. Queremos acercarnos al Niñito Jesús para ofrecerle este año y para que nos renueve la esperanza.

Que nos de su paz y su confianza, que vaya disolviendo ese cansancio que llevamos en el corazón y que nos llene de entusiasmo ara este nuevo año que viene.

Deja que la música te alegre el corazón

Pienso que la música puede ayudarnos mucho a renovar la esperanza. Porque el arte tiene la capacidad de descubrir con asombro el valor que tienen nuestra vidas y nos muestra que hay mucho más de lo que vemos a simple vista, es decir, nos lleva a Dios.

Por eso, la invitación es a que estas canciones nos ayuden a descubrir el valor de todo lo vivido este año y la presencia de Jesús que nos acompañó en cada paso. De esta manera, vamos a poder recibir al Niño Jesús con esperanza y a confiar en que estará en estos nuevos tiempos que vienen.

1. Pentatonix —Thank You

Esta canción, que es original de Pentatonix, nos pone en modo: agradecimiento. Y ese es el primer paso para renovar la esperanza. Porque podemos mirar este año y quedarnos con todo lo que fue lucha, lo que fue dificultad, pero también podemos pensar en cada una de las personas que estuvieron cerca nuestro este tiempo.

Podemos agradecer a ese familiar que pudimos conocer más este tiempo, a ese amigo que nos acompañó aunque fuera virtualmente cuando nos sentíamos solos. Y, sobre todo, podemos darle gracias a Dios y a la Virgen María, por estar cerca de nosotros en todo momento.

Gracias a ambos porque pudimos sentirlos especialmente cuando hacíamos una oración desde el fondo de nuestro corazón. Te invito a agradecerle a Dios porque Él estuvo cerca a través de todas las personas que nos rodearon con su amor.

2. Coro Laus Deo —El Tamborilero

Esta versión del conocido villancico no tiene comparación, ¡es hermosa! Este coro de Costa Rica hizo esta versión al estilo
Acapella y refleja mucho la importancia que tiene cada participante a la hora de cantar esta canción.

Además de lo hermoso que suenan todos juntos, me gustaría centrarme en el trabajo que logran en equipo. Esto mismo pasa cuando nos unimos como hijos de Dios para mostrarle al mundo que la esperanza vive.

Cada uno desempeña una función distinta, hay momentos donde tienen que cantar más fuerte y otras veces permanecer en silencio, pero cada voz es valiosísima y la canción no sería igual si faltara alguien.

Esta es una de las lecciones que aprendimos durante este tiempo, y que nos sirven para el futuro: no estamos solos y no tenemos que hacer todo por nuestra cuenta. Hay mejores resultados cuando lo hacemos en familia, en equipo y cada uno aporta lo valioso de su identidad.

3. Andrea Bocelli —Hallelujah

Andrea Bocelli hace su propia versión de esta canción de Leonard Cohen, y no solo le aporta su voz (que nos pone la piel de gallina de la emoción), sino que le da una profundidad nueva.

Esta canción habla de una persona que pierde, busca y encuentra su fe. Y Andrea Bocelli es capaz de trasmitirlo a través de los distintos tonos de su voz y del juego de luces y sombras que se ven en el video.

Pienso que nuestra vida es así, es un camino donde muchas veces estamos rodeados de luz y sentimos a Dios cerca, y otros momentos donde nos cuesta sentirlo, creemos que nos ha abandonado o no logramos escucharlo.

Qué lindo es que en cualquiera de estas situaciones podamos decir «¡Aleluya!», porque no importa lo que estemos viviendo, podemos creer que somos hijos amados de Dios y que Él está buscándonos siempre.

Depositemos toda nuestra confianza en Dios, confiemos en que venga lo que venga, Él no nos abandonará ❤️

4. The Vigil Project —Mi casa es el cielo

The Vigil Project es un grupo de músicos católicos que se pone al servicio de la Iglesia desde la música. Este año lanzaron un álbum con canciones de alabanza en español y son ¡imperdibles! Especialmente esta canción que nos recuerda para qué estamos hechos: para ese encuentro, ese abrazo definitivo con Dios.

Nos ayuda a darnos cuenta de que todo lo que vivimos se lo podemos entregar a Dios. Podemos empezar a vivir nuestro cielo ahora en la tierra, buscando vivir todo con Jesús. Compartiendo con Él nuestros sueños, anhelos, miedos y decidiéndonos por vivir una vida siendo sus compañeros de camino.

¿Conoces otra canción que te ayude a renovar la esperanza esta Navidad? ¡Compártela con nosotros en los comentarios! ¡Feliz Adviento y Feliz Navidad!