”biblia_cuadrado273”

La campaña «Muéstranos» de Dove, nace de la idea de que la mayoría de las mujeres en el mundo no se sienten representadas por las mujeres que salen en la publicidad y los medios. Por eso, dicen promover una visión más real de la belleza, rompiendo los estereotipos actuales. 

”biblia_cuadrado273”

La verdad es que la campaña tiene algunos puntos positivos y ciertos. Pero no hace falta mirar el comercial más de una vez para saber que está claramente permeado por la ideología de género. Por eso, antes de identificarnos con él, les invito a analizar algunos puntos. 

Somos únicos

El banco de imágenes que Dove quiere promover es una idea muy positiva, incluye a personas con distintas capacidades, razas y condiciones que no siempre aparecen en la primera plana de medios o propagandas. Sin embargo, nunca lograrían representar exactamente a todas las personas porque cada uno es único e irrepetible. Sería más importante que fomenten una campaña que deje de centrarse en el aspecto físico y se enfoque en el interior de cada uno, en el amor por lo que cada uno es.   

¿Son siempre malos los estereotipos?

Dove se encarga de satanizar los estereotipos y hablar de discriminación en su video. Pero en realidad, la palabra «estereotipo» no siempre es negativa. El problema es que en la ideología de género se tiende a pensar que si algo es considerado «mainstream», automáticamente es excluyente e incluso discriminatorio hacia otros grupos.

Ese es un juego peligroso en el que Dove ha caído al hablar de mujeres distintas como una especie de víctimas del sistema. Lo cual no siempre es real y está lejos del empoderamiento que quieren lograr.  

¿Solo para mujeres?

Dove cae en el error de las campañas y programas destinados a las mujeres, olvidando por completo a los hombres. Esto por un lado, reafirma que la belleza física es un tema que solo debe preocuparles a las mujeres y por otro, también empobrece la visión de que la mujer debe ser medida más que por su apariencia externa.  

Dove no me representa

Para cerrar con broche de oro, Dove hace que uno de los protagonistas de este video sea una persona trans (sin mencionar que utiliza muchos elementos simbólicos del lobby gay). Y por supuesto que no tengo nada en contra de esta persona, ni niego sus atributos o capacidades.

Pero, ya que es un comercial de mujeres, nosotras tenemos muchas otras cualidades y rasgos que no pueden verse reducidos a reflejarse en la apariencia de una persona trans. Esto va más allá de la belleza exterior que es el tema que trata Dove.

La transexualidad tiene muchas otras complejidades que no pueden ser vistas a la ligera como una opción dentro del abanico de posibilidades que tiene una niña (como la del video) para reflejarse en «distintos tipos» de mujeres. 

Es por eso, que más allá del esfuerzo que hace Dove en este tema de la belleza y de que tiene partes muy rescatables, creo que el tema ideológico no le deja ir más allá. No le permite adentrarse en la belleza del interior de cada una, que es lo que realmente vale la pena y trasciende. 

”biblia_cuadrado273”