¿Cómo combatir mejor el estrés? Algunos efectivos consejos de los santos



Soy un convencido de que una de las señales más importantes para identificar el grado de madurez espiritual de una persona es la manera en la que lidia con el estrés. La vida espiritual de las personas aun con las mejores intenciones se ve fracasada precisamente porque no enfrentan el estrés de forma adecuada alejándose así de su santificación personal.

Con esto en mente, te propongo algunas claves que te ayudarán a identificar cómo combates el estrés y a desarrollar mejores hábitos para enfrentarlo:


El artículo continua después de la publicidad:

1. Los malos hábitos en el combate del estrés

Estos hábitos están más que claros, y probablemente sepas muy bien cuales son. Algo tan sencillo como sentarse a ver una película o un programa de televisión, despierta nuestras emociones y produce placer, pero a fin de cuentas, no nos aporta absolutamente nada. El hecho de que veamos un poco de televisión no necesariamente es algo que no debamos hacer, sin embargo tenemos que compararlo con otras formas de diversión y placer como comer un trozo de chocolate, disfrutar de un rico postre y beber un buen trago. Si estas cosas las consumes en pequeñas cantidades pueden resultar relajantes y placenteras, en cambio, si te comes ese exquisito postre y te bebes ese fabuloso trago con el único propósito de olvidarte de tus problemas, sí que estás cayendo en uno bastante grave.


[]
1 Step 1

Recibe Catholic-Link en tu Email

Recibirás los mejores contenidos de la página junto con información sobre nuestras conferencias online.

Previous
Next

2. Métodos saludables para combatir el estrés


Publicidad:


El artículo continua después de la publicidad:

Esto conlleva realizar actividades de carácter meditativo (no necesariamente espirituales) tales como caminatas,  algún deporte o ejercicio que te brinde tranquilidad… Prácticamente cualquier cosa que conecte tu mente con tu cuerpo puede ser un método increíble para cultivar la paz interior y eliminar el estrés. Todo el mundo necesita realizar este tipo de actividades, de hecho esta creencia está presente en la espiritualidad de todas las religiones. Sin embargo, realizar este tipo de actividades en exceso es catalogado un tanto abusivo. Tal como se hace con la comida chatarra, esto puede convertirse en una manera sutil de evadir los problemas y taparlos con cosas que desgraciadamente solo sirven para satisfacer una necesidad. La clave está en ser moderado, pero también debemos reconocer que estos momentos son esenciales para que nos podamos renovar y así servir mejor a Dios y a nuestros hermanos.

Aquellas personas que aprovechan al máximo estos métodos para combatir el estrés poseen una gran virtud por naturaleza, pero hay que ser muy prudentes a la hora de encasillarlos como ‘‘santos’’. La santidad es la relación con el Padre, el Hijo, en unidad con el Espíritu Santo, mientras que la virtud es la preparación integral para esa relación, lo cual no es lo mismo.

3. Métodos espirituales para combatir el estrés

Estas claves son las ideales para lidiar con el estrés. En pocas palabras, aquel que aprenda a sobrellevar el estrés con ayuda de Jesús, encontrará un gran tesoro allí. Si bien esto no quiere decir que deba renunciar a otro tipo de métodos, lo que sucede es que Cristo, al ser el centro, nos da el secreto para encontrar la paz.

Supongamos que un santo comienza a mirar una película, este hecho debe permitirle establecer una conversación con Jesús. Si sale a dar un paseo, la belleza de la naturaleza debe invitarlo a reflexionar sobre quien creó todas las cosas. El santo no solo encuentra refugio en la oración, sino que es la misma oración la que comienza a dar fruto por sí sola. El santo, antes de serlo, era un pecador que le dedicaba gran parte de su tiempo a Jesús. Es realmente muy simple, hay que dedicarle más tiempo a Jesús.

Adicionalmente, te comparto algunas citas bíblicas y frases de santos que puedes consultar en los momentos de ansiedad.


Tomado del original por Fr. Ian Van Heusen en Catholic Link en Inglés.

Traducción: Mauricio González Salgado.

Autor invitado

El autor invitado es una de esas personas geniales que uno invita porque sabe que puede aportar muchísimo. Ha estudiado en lugares importantes, ha leído y escrito mucho, posee una gran cultura y siempre tiene una sonrisa y una palabra de aliento para todas las personas que conoce.


Autor invitado

El autor invitado es una de esas personas geniales que uno invita porque sabe que puede aportar muchísimo. Ha estudiado en lugares importantes, ha leído y escrito mucho, posee una gran cultura y siempre tiene una sonrisa y una palabra de aliento para todas las personas que conoce.

¿Te parece que este recurso es útil para el apostolado católico? ¿Qué le añadimos? ... Tu opinión nos ayuda a mejorar

Loading Facebook Comments ...
Catholic-Link - Background

Escribe lo que buscas

Ver todos los resultados