6ta Avalancha de Adviento: “Una Navidad inesperada”

Catholic-link.com.- El video de hoy es una excelente producción de St. Paul Art’s and Media., quienes nos presentan en un modo muy simpático la historia de la “primera” Navidad contada y actuada por un grupo de niños.

Elementos apostólicos

El Papa en la homilía del 24 en la noche del año pasado, hablando de la lectura del profeta Isaías dijo: «Nos encontramos ante una visión que va, mucho más allá del momento histórico, hacia algo misterioso que pertenece al futuro. Un niño, en toda su debilidad, es Dios poderoso. Un niño, en toda su indigencia y dependencia, es Padre perpetuo. Y la paz será “sin límites”.»

Creo que en esta línea el video de hoy nos invita a ir más allá del tiempo, como dice al inicio “a volver a esa primera Navidad”, para descubrir un misterio que no ha quedado relegado en el pasado, sino que por el contrario pertence también al presente y al futuro como dice el Papa. Esta renovación nos puede ayudar enormemente en nuestra preparación durante estos últimos días de adviento. Así renovándonos en esta gran verdad – esta verdad tan potente, pero que a veces lamentablemente damos por descontanda – podremos entender mejor la trascendencia de que “Un niño, en toda su debilidad, es Dios poderoso”. Deberíamos – como lo hacen los pequeños ángeles del video – sorprendernos ante esto, para así preguntarnos también como ellos: “verdaderamente, ¿enviarás a tú Hijo?”

Este ejercicio de cuestionarnos y de cuestionar a Dios con  asombro es un modo excelente para adentrarnos más profundamente en el misterio que celebraremos. Hagámos la prueba… hagámos de esta una Navidad inesperada, es decir, con asombro y maravilla repitamos también nosotros: “¿hablas enserio Señor? ¿A tu proprio Hijo? ¿lo enviarás así; vulnerable, pobre, pequeño…? ¿Él que es Infinito?” Tal vez de esta manera podremos suscitar en nuestro corazón esa reacción que predice el pequeño con anteojos, y nos lleve a decir desde lo hondo: “Esto, sí que no me lo esperaba… es demasiado Amor”.

Sobre esto último es clave y muy provechoso redescubrir como Dios rompe todos nuestro paradigmas y expectativas. ¿Por qué? Creo yo que en última instancia siempre se debe a su Amor Infinito. Ese Amor que sobrepasa toda posibilidad de cálculos, de medidas tan humanas y limitadas que buscamos aplicar (con criterios llenos de condiciones y garantías). Dios en cambio es todo lo opuesto: es ilimitadamente abierto, sin condiciones, no se guarda nada como nos recuerda San Paolo  (Fl 2,6-11). Èl es siempre ese Amor que se da en un modo sobreabundante. Por eso no es para nada extraño lo que nos propone este video, a saber, que hasta los mismos ángeles del cielo se soprendan ante la inmensidad de su Amor.

En estos últimos días compartamos este video para que otros también puedan dejarse arrobar por el misterio de este milagro tan hermoso y paradójico: el infinito que se hace finito, la fuente de la vida que es ahora un niñito frágil, tanto que hasta puede morir.

Finalmente, miremos y aprendamos de María que todas estas cosas que Ella vivió en primera persona las conservó y meditó en su corazón; solo así lograremos disponer correctamente  en estos últimos días el nuestro, permitiendo que nazca en cada uno de nosotros el Emmanuel (Dios-con-nosotros).

Preguntas para el diálogo

¿Te asombras renovadamente ante el misterio del nacimiento de Dios o más bien “te lo esperas”, es decir, es como una celebración más, rutinaria, de cada año? ¿Qué otras preguntas además de las que hicieron los ángeles se te ocurren para aumentar tu asombro ante este evento tan particular?

¿Qué otras ideas  se te ocurren que podrían ayudar a disponerte mejor para renovarte en tu aproximación al misterio de esta Navidad?

Textos para meditar

Homilía del Santo Padre Benedicto XVI del 24 de diciembre de 2011  

Homilía de San Bernardo de Claraval, sobre cómo toda la creación espera expectante el sí de María

Daniel P.

Loading Facebook Comments ...

Deja tu respuesta

*

5 comments

    • Anónimo

      Que pena Roze, no pudimos subtitularlo por motivos de fuerza mayor.

  1. mariadaguerre1@gmail.com'

    Miriam

    Me ha encantado… auqnue tampoco he entendido mucho.

    Pero los ángeles, sus caras al saber que nacerá un Niño en un portal… Y cuando piden cantar

    es impresionante¡

    Gracias¡¡¡

  2. Pingback: La historia de la Pascua (desde los ojos de un niño) - Catholic Link

Recibe nuestras actualizaciones en tu e-mail

Síguenos en Facebook


Escribe lo que buscas

Ver todos los resultados