Una receta “infantil” para cambiar el mundo (2 videos)

nina cambiar el mundo

Captura de video

Catholic-Link.com - Este video me ha gustado mucho. Creo que muestra como los niños tienen una sencillez particular para enfrentarse a los problemas y a la realidad en general. No fue y no podría ser solamente un “bonito discurso” cuando el Señor Jesús propuso el corazón de los niños como la condición para entrar en el Reino de los Cielos. De ninguna manera. Hay algo especial en esa sencillez. Algún vínculo o camino más directo que conecta el corazón con las cosas importantes de la vida. No es simplonería, como algunos quisieran verlo. La niña del video, con su testimonio y su pequeño gesto de caridad (alcanzarle al fotógrafo el botón de la cámara) da a ese hombre una clave preciosa sobre la cual él podría reconstruir su vida entera y su matrimonio.

Tal vez no se necesiten grandes fórmulas para cambiar el mundo, complejos programas económicos o teorías intelectualmente brillantes. Tal vez todo pase por mirar la realidad con un poco más de simplicidad, priorizando las cosas importantes de la vida y reconociendo con mayor sencillez las propias miserias. Cuánto tienen por enseñarnos los niños(!). ¿Te parece un receta demasiado irreal? Te recomiendo que veas este segundo video. Es una niña que dio uno de los discursos más impresionantes que he visto. Su nombre es Severn Suzuki y durante 6 minutos simplemente cuestionó y dejo en silencio a todos los participantes del “Earth Summit” de las Naciones Unidas en 1992.

No son los niños quienes deben cambiar el mundo. Son los adultos, pero con con corazón de niños TuitMauricio Artieda

No tenía un gran programa, en su discurso no hay ninguna gran idea. Simplemente ella entendió – con la sencillez propia de la inocencia – que los problemas del mundo están en la incapacidad que tenemos los hombres de atender las cosas más importantes y en el vicio de pensar que los problemas están sobretodo fuera de nosotros mismos. ¿Una gran idea? Creo que no. Simplemente una sana conexión con la realidad. ¿Por qué a nosotros nos cuesta tanto tenerla?

Antes de pasar al video termino con esto: No son los niños quienes deben cambiar el mundo. Son los adultos, pero con corazón de niños. Cambiarán el mundo los hombres que sean capaces de ir hasta el fondo de sí mismos, tal vez  a precio de palear capas de egoísmo y superficialidad, pero con la conciencia que solo desde la raíz se puede generar un cambio que produzca frutos de bien. En otras palabras (un poco más cristianas): solo los santos cambiarán el mundo. Creyentes y no creyentes, en el esfuerzo de hallarse a sí mismos, conscientes de ello o no, se esfuerzan por alcanzar un ideal de vida humana plena, del cual Cristo es la raíz y el modelo.

 Mauricio A.

Es peruano y tiene 29 años; ha realizado estudios en derecho y filosofía. Actualmente estudia Ciencias de la Comunicación en Roma. Desde hace 3 años es profesor de religión católica.
Loading Facebook Comments ...

Deja tu respuesta

*

3 comments

  1. jacoriat@gmail.com'

    Jacoriat

    hola, buen video… dónde encuentro el original? Gracias

    • Anónimo

      En vimeo. El nombre del video es School Portrait.

  2. menticuchi@gmail.com'

    Sacramento Rosales

    Pues si es buenisimo pero parte de que esa sonrisa no se quite de la cara, la mayor parte se consigue desde casa con la ayuda de los papás y la unión familiar. crecer entre abuelos, hermanos y familia que te hacen creer que realmente eso si es la vida.

Recibe nuestras actualizaciones en tu e-mail

Síguenos en Facebook


Escribe lo que buscas

Ver todos los resultados
x